Skip navigation

Por fin se fueron los albañiles y ahora, a la hora del té, salgo al pasillo y paso un rato con las palomas, a ver caer el sol con ellas. Porque gracias a pichón ahora las respeto y las transijo, y si quieren cagar que se caguen, o es que vosotros no os cagáis de vez en cuando, hombre ya. Ángeles del aire, eso es lo que son.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: